Villamoñico

Villamoñico

Se encuentra situado en la parte suroeste del territorio municipal, muy cerca de la ladera norte del páramo de La Lora, y se accede por la carretera CA-273 que comunica Villanueva de la Nía con Quintanilla de las Torres (Palencia). Para llegar se toma un desvío (CA-751) a un kilómetro de Villanueva de la Nía que conduce tanto a Villamoñico como al pueblo vecino de Revelillas. Por las cercanías del pueblo pasaba antiguamente el Camino Real que unía las dos localidades mencionadas (Quintanilla de las Torres y Villanueva de la Nía).

El topónimo muy probablemente alude al nombre del fundador o repoblador: “el lugar repoblado por Muniello o Monniçio”. Villamoñico aparece en documentos del Cartulario del Monasterio de Santa María la Real de Aguilar de Campoo (1210) como “Villa Munnico”. 

Villamoñico contiene un rico y fértil patrimonio histórico. En el propio pueblo encontramos interesantes ejemplos de arquitectura tradicional, con varias casonas y dos torres fuertes blasonadas (una de ellas, en el centro del núcleo, conserva una leyenda en el escudo de la que se desprende que probablemente perteneciese a un inquisidor). Los canteros de Villamoñico, junto a los de La Puente del Valle, eran de los más afamados y solicitados en Valderredible. Otros edificios de interés son la propia iglesia parroquial de la Asunción de Nuestra Señora (de cuyo origen románico se conservan la ventana central de la vieja espadaña, un original canecillo que representa una tortuga y la bella pila bautismal) y la antigua escuela del pueblo, que cesó su actividad hacia mediados del S.XX. Esta escuela se construyó en 1931 y fue obra del arquitecto Manuel Vías. Su originalidad reside en su ruptura con otras escuelas del valle al ser un proyecto distinto, de una sola planta (el aula tenía capacidad para unos 40 niños) y con gran superficie acristalada. Ya en las afueras del pueblo se conservan 4 casetas de era.

En el entorno de Villamoñico encontramos también vestigios de este rico patrimonio histórico. Destacaremos tres despoblados medievales. El despoblado de San Pedro (documentado en el Becerro de las Behetrías de 1352) se ubica al sureste, junto al camino a Berzosilla. Es muy probable que en este desaparecido barrio o pueblo se ubicara el llamado convento de San Miguel, de cuyos vestigios nos informa Pascual Madoz en su Diccionario de 1850. En las cercanías se puede ver una necrópolis rupestre con una veintena de tumbas antropomorfas. El segundo de los despoblados es Villagarcía, a un kilómetro y medio en dirección sur (en el altiplano de La Lora), donde aún se ven las ruinas de las viviendas y corrales. Finalmente, Villapun se encontraba al suroreste, junto al camino a Revelillas, y en él se encontraba la Iglesia de San Ginés, así como “Peña Requejo”, una fuente rupestre antaño utilizada por los vecinos. Por último destacaremos los habitáculos rupestres del monte La Mesa (a 1,5km al noreste): “La Media Fanega” y “Los Ventanos”, muy probablemente utilizados como eremitorios en la época de repoblación. También en el mismo monte y en otro cercano llamado El Espesal encontramos patrimonio militar asociado a la Guerra Civil: un refugio y una interesante litografía del año 1937.

El Catastro de Ensenada (1752) documenta 4 molinos harineros en la zona. Uno de ellos, llamado “Molinmoro” se ubicaba sobre el arroyo Olmaza, bajo una pequeña central hidroeléctrica hoy en ruinas. Además de la ganadería y agricultura tradicionalmente se vivió del transporte de mercaderías. Anualmente se realizaban dos famosas ferias de ganado, en las que se vendían las mejores parejas de bueyes. La fiesta local corresponde a Nuestra Señora (el 15 de agosto).

Galería

Villamon%cc%83ico 01
Villamon%cc%83ico 02
Villamon%cc%83ico

LocalizaciónCÓMO LLEGAR

Compartir

ºC18
21DomingoOctubre
LUNMARMIÉJUEVIESÁB